COPARMEX y los candidatos

Este jueves 28 en la sesión mensual de Coparmex-Acapulco se tuvo la participación de tres candidatos a la presidencia municipal de Acapulco: Gloria Sierra López por el PRD, Héctor Najera por el PAN y Luis Walton por Convergencia.

En un ejercicio de participación ciudadana los socios del Centro Empresarial de Acapulco invitaron a éstos candidatos y también al del PRI, Manuel Añorve, quien no acudió a la cita.

Gloria Sierra, Héctor Najera y Luis Walton presentaron sus propuestas para mejorar a Acapulco. Cada uno desde su particular punto de vista mostró las prioridades que atendería en caso de ser beneficiado por el voto ciudadano.

Cada vez más la sociedad civil debe participar en los procesos electorales, por un lado votanto, por otro buscando los foros necesarios para exigirles a los que pretenden gobernarnos que cumplan los compromisos que hacen en campaña.

A mayor información y conocimiento, mayor será la presencia ciudadana en las urnas el próximo 05 de octubre para elegir presidente (a) municipal de Acapulco y diputados locales.

Es buen tiempo para razonar el voto. Una sociedad que no participa es cómplice de que la impunidad y corrupción se arraiguen en nuestro entorno. Hoy los tiempos son otros, hagamos buen uso de la mejor arma: el voto.

DERROCAR.- El odio irracional que se está convirtiendo, ya no en una obsesión, si no en una demencia por parte del grupo del PRD -más claro AMLO, Camacho, Muñoz Ledo, Noroña- que PERDIO las elecciones en julio del 2006, ha llegado al grado extremo de lucrar con el problema de la inseguridad y amenazar con “derrocar” al presidente de TODOS los mexicanos, Felipe Calderón, antes del 31 de diciembre de este año. La idea es crear inestabilidad social, violencia, anarquía y en base a ella imponer a alguno de ellos  en un interinato (Porfirio es el que suspira por esa locura) para después en “elecciones” ungir a AMLO como presidente. El “inquieto”, Porfirio Muñoz Ledo es quien ha dado la cara en esa sentencia de “tumbar al costo que sea a Calderón”, y es el mismo que ha venido a Acapulco a querer quitar o designar candidato a la presidencia municipal de Acapulco, promoviendo el voto a favor del candidato de Convergencia, Luis Walton. Ante ese pronunciamiento por la violencia, a la anarquía e inestabilidad social, Walton debe hacer un deslinde público de si está de acuerdo o no en ese llamado al “derrocamiento” de las instituciones. Lo menos que necesita México y Acapulco son el sonido de los tambores de guerra que inciten a la violencia con fines perversos y personalísímos. Sí es cierto: ese grupo del FAP es un peligro para nuestro país, cuidado con que se instale en Acapulco.

Be Sociable, Share!

Artículos Relacionados:

  • Sin Artículos relacionados
Esta entrada fue publicada en Archivo. Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Subscribe without commenting