De frente al proceso electoral

En dos semanas se llevarán a cabo las elecciones intermedias en México, las de diputado federal para conformar la nueva Cámara de Diputados en nuestro país.

Durante el tiempo previo a estas elecciones muchas cosas han pasado en la nación: una grave crisis económica mundial generada fuera de México, la ahora pandemia de la influenza AH1N1 y su freno económico ante las medidas adoptadas, la intensa guerra contra la delincuencia organizada por parte del Gobierno Federal, la escalada de movimientos políticos como el frustrado debate entre los líderes nacional del PAN y PRI, hasta llegar a la promoción del voto nulo o en blanco.

Pero, ¿cuál es la percepción ciudadana sobre estos comicios federales? En el caso de Guerrero se hablaba ya de casi un 70 por ciento de abstencionismo, antes de darse a conocer el llamado al voto nulo.

Abstención y voto nulo, nos dicen, no es lo mismo. El voto nulo se cuantfica como participación ciudadana, aunque sin decisión en los resultados. El abstencionismo en cambio, es la manifestación a su máxima potencia de la indiferencia ciudadana sobre los procesos electorales, en pocas palabras es un “me vale” de los ciudadanos.

Los partidos políticos pequeños son los más preocupados porque normalmente cuando una persona indecisa votaba lo hacía por una marca pequeña para “molestar” a los grandes… con el voto nulo, ni éso. Lo cual es peligroso para los pequeños porque dejarían de cachar votos y perder el registro.

La tentación por anular el voto está latente. Sin embargo, en este momento , no es el camino correcto. Hay que quedarnos con la lucha de Madero: sufragio efectivo.

Y es momento de que cada uno de nosotros chequemos las biografías de los candidatos, de sus partidos, y analicemos las propuestas si las tienen. Este 05 de julio acuda a las urnas, vote con conciencia, con la posibilidad de que los partidos se den cuenta de que deben cambiar. De que los políticos entiendan más que nunca que su llegada al Congreso será gracias al voto de la sociedad y no como un favor a su partido o grupo.

Debemos tener cuidado q uiénes serán quienes nos representen en el Congreso de la Unión. Que les cueste trabajo conseguir el voto, pero que quien se lo lleve se de cuenta de que no es un literalmente un voto en blanco a su favor.

Be Sociable, Share!

Artículos Relacionados:

Esta entrada fue publicada en Archivo y etiquetada , , . Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Subscribe without commenting