Cambio de Gobierno Estatal

CAMBIO DE GOBIERNO ESTATAL

De acuerdo a la manera de pensar de los mexicanos, y en especial de quienes habitamos en las entidades con mayores atrasos, creemos que los cambios de gobiernos por si solos logran que por arte de magia los problemas desaparezcan. Y les dejamos esa responsabilidad al nuevo gobernante para que junto con los funcionarios que él designe termine con esa marginación, pobreza y subdesarrollo.

De igual forma se le permite al nuevo mandatario realizar todos los cambios que quiera, sin más consideración que aceptarle que tiene el derecho de darle trabajo y posición a todos aquellos que le sirvieron en su campaña electoral, y no se diga de los compromisos políticos que fue acumulando durante el proceso electoral.

Los programas y personal eficiente, eso no nos interesa, porque en esencia no les tenemos la confianza de que en realidad se apliquen como debieran o que los presupuestos sean manejados honestamente.

Lo anterior debiera de cambiar. No es posible que en estos tiempos los nuevos gobiernos lleguen como si fueran a descubrir el hilo negro, como que antes que ellos no existiera nada.

El próximo 1 de abril entra en funciones como gobernador de Guerrero Angel Aguirre Rivero, entre sus características especiales está el que fue funcionario de gobierno en los periodos de gobernador de Alejandro Cervantes Delgado, José Francisco Ruiz Massieu, Rubén Figueroa y además gobernador interino de Guerrero, por lo que experiencia la tiene, de eso no hay duda.

Ahora, Aguirre Rivero será gobernador constitucional -del PRD ya no del PRI-, pero por un lapso muy corto: 4 años 7 meses para ser exactos. Por lo que no puede -con toda su experiencia- ni debe improvisar en ningún rubro.

Es un hecho, aún cuando se le ha querido regatear, que en el gobierno de Zeferino Torreblanca se dejan los cimientos para construir un mejor futuro en la entidad . Por lo que es necesario darle continuidad a gran parte de los programas que están funcionando, no hacerlo sería irresponsable y provocaría retroceso, lo quieran aceptar o no muchos de los que acompañarán a Angel Aguirre en su administración.

Sobra decir que la sociedad civil en su conjunto y principalmente la organizada, deberá estar más que vigilante en que el nuevo gobernante logre coordinar los mejores esfuerzos en beneficio de los guerrerenses. En evitar que los funcionarios entrantes se dediquen más a sus proyectos políticos particulares como se ve venir, que darle solución a la problemática de la entidad.

El deseo es que al nuevo gobierno estatal le vaya bien, que tanto el próximo ejecutivo estatal como sus colaboradores vean la oportunidad de servir

Be Sociable, Share!

Artículos Relacionados:

  • Sin Artículos relacionados
Esta entrada fue publicada en Archivo. Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Subscribe without commenting