Días de guardar. Días de inestabilidad

Sin duda que los pronósticos de ocupación hotelera para esta Semana Santa, se cumplieron. Lo que no se cumplió fue la expectativa de que Acapulco estaría “blindado” como lo pregonaron las autoridades, principalmente municipales. en el sentido de que evitarían cualquier acción violenta en la zona turística, lo cual desgraciadamente ocurrió y hasta el jueves iban 3 personas victimadas en franja de playa.

Por más que se quiera ocultar, por más que se quiera evitar esa información anteponiendo el supuesto daño que le hace al turismo su divulgación. La realidad es insostenible. Se ha generado una incertidumbre entre la población de Acapulco que mucho tiene que ver en que como nunca se ha perdido confianza en sus autoridades.

Por dar algunos datos: El gobierno estatal anunció que estarían en el puerto 4000 policías acreditados durante las vacaciones. El Gobierno federal sin decir cantidades mantiene elementos de la Gendarmería, Policía Federal, Ejército y Marina también para las vacaciones. Y qué decir del Gobierno municipal que en su nómina hay más de 2000 elementos asignados a la Policía Municipal, y que pese a que muchos de ellos no han pa-sado los controles de confianza, se mantienen en activo, pero que nadie ve porque entre que esas plazas las convirtieron en administrativas y no operativas, en que otros más están asignados como escoltas y cuidando casas, pues el número de elementos que supuestamente previenen el delito en las colonias del municipio se reduce de manera considerable.

Por lo anterior, sólo queda de manifiesto que es urgente cambiar totalmente la estrategia de seguridad que vienen aplicando en Acapulco. Los resultados nos demuestran que de mantenerse esa incidencia delictiva, rebasará aún más a las instituciones, además de contaminarlas en extremo.

Como sociedad civil, debemos ser más exigentes. No hemos sido lo suficiente.

Be Sociable, Share!

Artículos Relacionados:

  • Sin Artículos relacionados
Esta entrada fue publicada en Archivo. Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Subscribe without commenting